La Guardia Civil localiza un cultivo indoor de marihuana en un domicilio de Tarazona

Fueron intervenidas 217 plantas de cannabis en diferentes estados de crecimiento y multitud de elementos tanto para su cultivo como para su posterior venta 

Desde el pasado mes de enero el Equipo de Policía Judicial de la Guardia Civil de Tarazona ha desarrollado la denominada operación SINARAS, que ha permitido la localización de un cultivo de marihuana indoor en el interior de una vivienda ubicada en la ciudad de Tarazona, cuyo propietario ha sido investigado por un presunto delito contra la salud pública.

La operación se inició a mediados del mes de enero tras el conocimiento de un posible punto de cultivo y elaboración de droga en un domicilio de Tarazona.

Las gestiones realizadas por los agentes, en colaboración con Policía Local de dicha ciudad, permitieron determinar que la vivienda, propiedad de un ciudadano español, estaría siendo utilizada únicamente para fines de cultivo de esta sustancia y cuyo consumo de electricidad superaba notablemente al de una vivienda de uso residencial.

Una vez obtenidos los indicios que evidenciaban la existencia de un cultivo indoor de marihuana, la Guardia Civil realizó un registro en dicho inmueble el pasado 9 de marzo, en el que se pudo observar que todas las estancias de la vivienda estaban destinadas a esta actividad y contaban con los elementos necesarios para ello, lámparas halógenas, extractores de aire, temporizadores de temperatura, etc.

En total fueron intervenidas 217 plantas de marihuana de diferentes variedades y fases de producción, fertilizantes, envases y otros productos utilizados para su cultivo.

También se localizaron multitud de bolsas de plástico monodosis, otras de mayor tamaño para envasar al vacío, una máquina de sellado al vacío y balanzas de precisión, presuntamente utilizadas para la distribución del cannabis.

En la cocina los agentes hallaron otros objetos con restos de BHO (aceite de hachís), que se obtiene tras manipular y transformar el cannabis mediante unas técnicas específicas y que contiene un alto nivel de compuesto psicoactivo, característica que supone aumentar el beneficio económico tras su venta.

Continuando con la investigación la Guardia Civil realizó las gestiones oportunas para localizar al propietario del inmueble y el día 12 de marzo, se comprobó que el sospechoso se encontraba interno en un centro penitenciario de Cataluña tras haber sido detenido por la policía autonómica catalana, al constarle una requisitoria que tenía en vigor por otras causas.

Por todo lo anterior, a este varón de 36  años y vecino de Tarazona, se le imputa un presunto delito contra la salud pública por tráfico de drogas.

One thought on “La Guardia Civil localiza un cultivo indoor de marihuana en un domicilio de Tarazona”

Deja un comentario